NGC 7000, la nebulosa Norteamérica

En la zona del cielo de la constelación del Cisne, muy “cerquita” de su estrella más brillante, Deneb, a unos 1800 años luz de distancia de nosotros y con unos 50 años luz de diámetro, se encuentra una famosa nebulosa de emisión, NGC 7000, más conocida como nebulosa Norteamérica, ya que su forma recuerda este continente; también está incluida en el catálogo Caldwell como C20, en el Sharpless como Sh2-117 y en el de Lynds como LBN 373.

La siguiente fotografía, hecha desde Querol el 2 de agosto de 2016, con un telescopio refractor Long Perng ED80 y una cámara Canon EOS 550D, puede verse que la forma de la nebulosa recuerda a Norteamérica.

NGC 7000, la nebulosa Norteamérica

Esta nebulosa pertenece a un conjunto de nebulosidades, a una enorme estructura de hidrógeno (región HII) de la región del Cisne y de la cual forma parte otra famosa nebulosa de emisión, la nebulosa Pelícano (IC 5070). Ambas nebulosas las descubrió simultáneamente William Herschel a finales del siglo XVIII.

En realidad, tanto la nebulosa Norteamérica como la Pelícano, son la misma nebulosa. La franja negra que las separa, el denominado Golfo de México, no es vacío del espacio, sino una nebulosidad oscura, LDN 935, que se encuentra por delante y oscurece la nebulosa de emisión con esta forma de “Golfo de México”.

La nebulosa Norteamérica está formada prácticamente de hidrógeno (por él es debido el color rojizo), que brilla al ionizarse este gas por la radiación de estrellas cercanas (es una nebulosa de emisión). Como todas estas nebulosas, es una cuna de estrellas, ya que en ella se forman estrellas.

La nebulosa Norteamérica

Durante bastante tiempo se pensó que la estrella que ionizaba el hidrógeno de esta nebulosa era Deneb, ya que NGC 7000 está tan solo a 3º en dirección este de la estrella.

Pero hoy día se sabe que la estrella que hace que la nebulosa emita luz es SAO 50263, una estrella binaria de magnitud aparente 6 y cuyo componente principal es una estrella masiva azul de tipo espectral O.

En NGC 7000 pueden observarse diversos cúmulos abiertos; en la imagen he señalado tres: NGC 6996 (catalogado también como Cr 425), NGC 6997 y Cr 428, pero ninguno de los tres está relacionado con la nebulosa.

NGC 6996, de magnitud aparente 10 y descubierto por el hijo de William Herschel, John Herschel, en 1828, se discute de si es un cúmulo abierto o una asociación estelar.

Cr 428, de uma magnitud aparente 8,7, tampoco está claro que sea un cúmulo abierto.

El que sí es seguro que es un cúmulo abierto es NGC 6997, descubierto por William Herschel en 1786 y de magnitud visual 10. Pero este cúmulo es más antiguo que la nebulosa y sus estrellas no se formaron a partir de ella.

También observamos dos nebulosas oscuras en el norte de NGC 7000; son el objeto Barnard B352 (catalogada también como LDN 941) y, por debajo (a la izquierda de NGC 6996), está B353

NGC 7000 tiene una magnitud aparente de 4, un brillo superficial de 13,9 mag/min arco2 y un tamaño aparente de 2º x 1º 40”.

Ubicación de la nebulosa Norteamérica

En la fotografía anterior, hecha desde Pujalt el 18 de octubre de 2014 con una cámara Canon EOS 70D y un objetivo Canon 15-85, está señalizada la ubicación de la nebulosa Norteamérica (coordenadas ⇒ AR: 20h 58m 47s / Dec: +44º 19′ 48”), en plena Vía Láctea.

Acerca de José Luis Martínez Martínez

Profesor de matemáticas de ESO y Bachillerato
Esta entrada fue publicada en Cielo profundo, Nebulosas y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s