Eclipse de Luna

Eclipse Luna

Eclipse de Luna

Eclipse Luna

Eclipse de Luna

Un eclipse de Luna se produce porque la Tierra se pone entre el Sol y la Luna y la sombra de la Tierra cae sobre la Luna. Para que suceda, la Luna ha de estar en fase de Luna Llena (el Sol y la Luna están en oposición) y, además, la Luna se encuentre en uno de los nodos.

Si la Luna entera entra en el cono de sombra, se producirá un eclipse total; si solamente entra una parte, se producirá un eclipse parcial.

Si el eclipse es total, en el momento de su totalidad la Luna suele verse de color rojo. Esto es debido a que la luz del Sol, al atravesar la atmósfera de la Tierra, dispersa los colores de longitudes de onda más corta (azul-verde) y deja pasar la luz roja, de longitud de onda larga y esta débil luz rojiza ilumina la Luna, viéndose ésta de color rojo. Por el mismo motivo, la Luna puede verse rojiza en su salida o puesta y también los cielos rojizos de los atardeceres.

Entradas del blog: